6.- ¿Puede afirmarse que todas las obligaciones asumidas por el médico son de medios?

A partir de la sentencia de 5 de marzo de 1940 la Sala de Casación Civil de la Corte Suprema de Justicia estimó que por lo regular las obligaciones que adquiere el médico “son de medio”, aunque se admite que “puede haber casos en que el médico asume una obligación de resultado, como la intervención quirúrgica en una operación de fines estéticos”.

Ejemplos de obligaciones de resultado en el campo de la salud:

a.- La obligación de los laboratorios clínicos en lo concerniente a entregar resultados veraces es una obligación de resultado. Más sin embargo, existen supuestos en los cuales en justicia deben ser considerados como obligaciones de medios y es el evento en que el examen adquiere cierta complejidad que su certeza dependa de los medios empleados, del costo y del tiempo, por lo que no es una obra en el sentido técnico de la palabra[1].

b.- La obligación de los Hospitales en lo atinente a la asepsia perfecta en las salas de operaciones es una obligación de resultados. En Francia existen precedentes sobre  presunción de culpa a través de daños por infección nosocomial; esta responsabilidad parte de la exigencia de una asepsia perfecta en las salas de operaciones. El caso es que un paciente desarrolló en una clínica una infección al nivel del sitio de una intervención quirúrgica. Dijo el Alto Tribunal francés «que una clínica es culpable presunta de una infección contraída por un paciente en el momento de una intervención practicada en una sala de operaciones, a menos que pruebe la ausencia de culpa de su parte». Este precedente ha sido aplicado varias veces. En 1998, una clínica fue declarada responsable añadiendo a esto que una sala de parto debía ser asimilada a una sala de operaciones[2].

c- En España se ha consolidado la tesis según la cual los hospitales  psiquiátricos son responsables en caso de suicidio siempre y cuando el enfermo haya ingresado al hospital por tentativa de suicidio. STS, 1ª, 9.3.1998. Julio G. N. de 59 años, pensionista, casado y con dos hijos, fue hallado el 17.10.1990 por su esposa, Celedonia M. O., tumbado en la cama, inconsciente y con el tubo de una bombona de gas butano introducido en la boca. La mujer llamó al médico de guardia que ordenó el traslado urgente al hospital de Cruces (Barakaldo). Ingresó en la UVI y dos días después, el 19.10.1990 fue trasladado al hospital de Valdecilla haciéndose constar en el alta del hospital de Cruces el intento de suicidio grave por inhalación de gas butano y las heridas superficiales que había sufrido. En el nuevo hospital ocupó una habitación en la tercera planta para recibir tratamiento médico-psiquiátrico. Pocos días después, el 23.10.1990, Julio accedió desde su habitación al tejado del edificio desde donde se lanzó al vacío. Celedonia demandó 15 millones de ptas. al Insalud: el Tribunal Supremo estima el recurso de casación presentado por la actora, casa la sentencia de Audiencia que había absuelto totalmente al Insalud y confirma íntegramente la sentencia de primera instancia, otorgando una indemnización de 5 millones de ptas.

He aquí otros casos aceptados por la doctrina y la jurisprudencia francesa de obligaciones de resultados en el campo médico.

a.- La Cour De Cassation francesa declaró que «el contrato formado entre el paciente y el médico coloca la responsabilidad de este último como de resultado en relación con el material que utiliza para la realización de un acto médico», especificando que el paciente tiene la carga de probar la relación de causalidad entre el daño sufrido y la calidad de los materiales. (Civ. primero, 9 de noviembre de 1999, Bull. No. 300).  

b.- La Cour De Cassation francesa dijo que el profesional de la salud que proporciona al paciente un producto puede ser considerado responsable de los daños que resulten del uso de este producto de acuerdo con el artículo 1386-7 del Código Civil francés, en relación con la ley del 19 de mayo 1998 que trata de la responsabilidad por productos defectuosos. Mas sin embargo, el médico tiene un reclamo de garantía contra el productor del objeto en el año siguiente a la fecha de los hechos. En este caso corresponde a la víctima demostrar, además del daño, el defecto y la relación causal con el daño.

c.- La Cour De Cassation francesa declaró que el ortodoncista dentista que proporciona un aparato está sujeto a una obligación de resultado con respecto a los materiales y el diseño del dispositivo que ha colocado. (Civ. primera, 22 de noviembre 1994 Bull. No. 340).

d.- La Cour De Cassation francesa declaró que el profesional de la salud que utiliza un medicamento que no ha sido autorizado para la puesta en el mercado o no aprobados para otro uso (Civ. primera, 14 de marzo de 2000, N º 553 D) incurre responsabilidad por mala conducta. Es, asimismo responsable, si el daño al paciente viene como resultado de la prescripción o administración de una sobredosis de drogas (Civ. primero, 7 de diciembre de 1999, Bull. No. 337).


[1] Ricardo Luis Lorenzetti

[2] Responsabilités médicale pénale, civile, administrative et disciplinaire. Médecine légale et droit de la santé. Duguet Anne Marie, Thomas Agnès.

Etiquetas: Sin etiquetas

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *